miércoles, 12 de junio de 2013

ORACION MILAGROSA AL SANTO NIÑO DE LAS SUERTES PARA PEDIR BUENA SUERTE, SALUD, DINERO, TRABAJO, AMOR

 



PRIMER DÍA

 EN HONOR DE SU PODER

(Por la señal de la Santa Cruz,
 de nuestros enemigos,
líbranos Señor Nuestro).

Señor mío Jesucristo,
Dios y hombre verdadero,
Creador, Padre y Redentor mío;
por ser Vos quien sois, Bondad infinita,
y porque os amo sobre todas las cosas,
me pesa de todo corazón haberos ofendido;
también me pesa porque podéis castigarme
con las penas del infierno.

Ayudado de vuestra divina gracia,
propongo firmemente nunca más pecar,
confesarme y cumplir la penitencia
que me fuera impuesta.
 
Amén.
 
¡Piadoso Jesús mío,
 tierno y sagrado dueño,
 llego a tus plantas,
 arrepentido,
 a confesar mis culpas.

¡Jesús mío,
 ten misericordia de nosotros!

 Óyenos piadoso Niño
 y concédenos lo que te pedimos,
 por los cuidados que te prodigó
 tu Santísima Madre.

(hacer la petición).

Rezar el Credo, Padrenuestro, Avemaría y Gloria.


SEGUNDO DÍA

 EN HONOR A SU SABIDURÍA

(Por la señal de la Santa Cruz,
 de nuestros enemigos,
líbranos Señor Nuestro).

Señor mío Jesucristo,
Dios y hombre verdadero,
Creador, Padre y Redentor mío;
por ser Vos quien sois, Bondad infinita,
y porque os amo sobre todas las cosas,
me pesa de todo corazón haberos ofendido;
también me pesa porque podéis castigarme
con las penas del infierno.

Ayudado de vuestra divina gracia,
propongo firmemente nunca más pecar,
confesarme y cumplir la penitencia
que me fuera impuesta.

Amén.

¡Piadoso Jesús mío,
 tierno y sagrado dueño,
 llego a tus plantas,
 arrepentido,
 a confesar mis culpas.

¡Qué dichoso me siento
 postrado aquí de hinojos!
 
Vengo a verte,
 mi amado Niño,
 vengo a pedirte
 consuelo en mis dolores.

(hacer la petición)

Rezar el Credo, Padrenuestro, Avemaría y Gloria.


TERCER DÍA

 EN HONOR DE SU MISERICORDIA

(Por la señal de la Santa Cruz,
 de nuestros enemigos,
líbranos Señor Nuestro).

Señor mío Jesucristo,
Dios y hombre verdadero,
Creador, Padre y Redentor mío;
por ser Vos quien sois, Bondad infinita,
y porque os amo sobre todas las cosas,
me pesa de todo corazón haberos ofendido;
también me pesa porque podéis castigarme
con las penas del infierno.

Ayudado de vuestra divina gracia,
propongo firmemente nunca más pecar,
confesarme y cumplir la penitencia
que me fuera impuesta.
 
Amén.

¡Piadoso Jesús mío,
 tierno y sagrado dueño,
 llego a tus plantas,
 arrepentido,
 a confesar mis culpas.

Levanto mis ojos hacia Ti
 y te veo dulce y risueño,
 convidándome a abrirte mi corazón
 a contarte todas mis amarguras.

¿Me oyes querido Niño?
 El corazón me dice que sí.

(hacer la petición).

Rezar el Credo, Padrenuestro, Avemaría y Gloria.
 
 
 
 

No hay comentarios:

Blog Archive

CONTENIDO RELACIONADO:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Google+ Followers

 
Blogger Templates